Portada
······· Pide Oraciones ·······

Libro de otras Oraciones:
Aficiónanos a María

(…) Ven, Espíritu Santo! Ven luz, fuego, amor, paz, unión, consuelo. Ven, dador de todo don. Y para ello, haznos dóciles como María, tu compañera inseparable. Espíritu Santo, aficiónanos mucho a María, la hija predilecta del Padre, la madre del Hijo, tu esposa virgen fecunda, la toda pura, la toda bella, la Inmaculada en quien muestras tus complacencias. Haz que, perdiéndonos en ella y llegando a sintonizar con su alma, su espíritu, su humildad, su pureza, su corazón… seamos transformados en cada una de las Tres Divinas Personas, en el mayor grado que pueda darse en esta vida, para que perfecta y plenamente sea enaltecida y glorificada la Santísima Trinidad por los siglos de los siglos.

Amén.




  Quiero recibir nuevas respuestas sobre éste tema por email



  

Libro de otras Oraciones:
Oración para el buen sueño

Aparta de mí excelso Ángel, la imagen espantosa de la muerte, sueño cruel, no turbes más mi pecho, mostrándome cortado el nudo estrecho, consuelo sólo de mi adversa suerte, para lograr dormir es mi empeño




  Quiero recibir nuevas respuestas sobre éste tema por email



  

Libro de otras Oraciones:
Espíritu Santo, Amor Del Padre Y Del Hijo

Espíritu Santo, Amor del Padre y del Hijo,
inspírame siempre lo que debo pensar,
lo que debo decir, y cómo debo decirlo,
lo que debo callar, lo que debo escribir,
cómo debo actuar y qué debo hacer para procurar tu gloria,
el bien de las almas y mi propia santificación.




  Quiero recibir nuevas respuestas sobre éste tema por email



  

Libro de otras Oraciones:
Veni Sancte Spíritus

Ven, Espíritu divino,
manda desde el cielo
un rayo de tu luz.
Ven, padre de los pobres,
ven, dador de los dones,
ven, luz de los corazones.
 
Optimo consolador,
dulce huésped del alma,
dulce refrigerio.
Descanso en el trabajo,
alivio en el calor,
consuelo en el llanto.
 
Oh luz santísima,
colma la intimidad del corazón
de los fieles tuyos.
Sin tus dones,
nada hay en el hombre,
que no esté manchado.
 
Lava lo que es sucio,
riega lo que es árido,
sana lo que es enfermo.
Doblega lo que es rígido,
calienta lo que es frío,
endereza lo que está desviado.
 
Concede a tus fieles,
que en Ti confían,
tus Sagrados Dones.
Dales el mérito de la virtud,
dales la salvación,
dales el gozo eterno.




  Quiero recibir nuevas respuestas sobre éste tema por email



  

Libro de otras Oraciones:
Al Ángel de la Guarda

Ángel de Dios, bajo cuya custodia me puso el Señor con amorosa piedad a mí, que soy tu encomendado, alúmbrame esta noche, guárdame, defiéndeme, y gobiérname. Amén.




  Quiero recibir nuevas respuestas sobre éste tema por email